martes, 16 de octubre de 2007

A veces uno no tiene tiempo.

No ando muy creativo. Llevo tiempo trabajando en un proyecto y me absorbe bastante, por eso he dejado de publicar. Cuando uno no tiene nada propio que poner siempre es un buen recurso recurrir a otras cosas o a gente más creativa. Por eso hoy recurro a una poesía de JUDITH HERBERG que encontré en un ABC cultural. Me encantó:

COTA DE MALLA.

Uno tenía una coraza de prisa
otro, una coraza de risa
otro, una coraza de seriedad
otro tenía una coraza de mira, no tengo coraza
y lo consideraba una cualidad
con la que se podía vivir.

He buscado si tenía algún libro publicado en español, pero no he encontrado nada. Si alguien que lea esto (¿?) tuviera o tuviese noticia de que lo hay, por favor que me lo comunique.

No hay comentarios: